Erikenea, -del 31-VIII-05 al 31-III-07-

domingo, diciembre 18

El día internacional del migrante

Hoy se celebra el día internacional del migrante. Un día para la reflexión y para evaluar cada persona, cada comunidad, cada País, cómo está reaccionando ante una realidad que en esta parte de Europa donde vivimos resultaba hace unos pocos años simplemente impensable, más que nada, porque los flujos eran simplemente inversos a los actuales.

Y en un día como hoy sí que me gustaría plantear una reflexión al hilo de la problemática que plantea ésta situación: ¿Cúantas veces hemos leido noticias como “Detenidos 5 chinos por falsificar películas, CD de música y bolsos”, “2 magrebies acusados de robo”, “Detenidos tres colombianos por tráficar con droga a plena luz del día”, “Brasileño detenido acusado de violación”, ...

Y me pregunto: ¿Lo de que fueran chinos, magrebies, colombianos o brasileños era un dato vital de la noticia? La nacionalidad de los detenidos en todos estos casos era irrelevante. Lo noticioso debería ser que la policía detenga a una organización de falsificadores de CD y películas, a los ladrones, a los traficantes de drogas o a los violadores, al margen de qué nacionalidad tuviesen los infractores de la ley.

Dice el Defensor del Lector del periodico EL PAIS en su artículo de hoy que “destacar en una información circunstancias poco relevantes es una mala práctica periodística, pero si lo que se subraya es la nacionalidad del autor o autores de hechos negativos se contribuye además a consolidar estereotipos peligrosos”.

El Consejo Audiovisual de Cataluña (CAC) aprobó en enero de 2002 unas recomendaciones sobre el tratamiento informativo de la inmigración, de entre las que destacamos ésta: "La enfatización de las referencias a cuestiones como el origen o el color de la piel de los protagonistas de algunas noticias a menudo no añade información relevante al relato, no es estrictamente necesaria para la comprensión del hecho y, en cambio, actúa como refuerzo de prejuicios y como clave implícita de interpretación de intención negativa o condenatoria. Conviene administrar con criterio responsable, ponderado y crítico este tipo de referencias, a fin de servir estrictamente a las exigencias de una información detallada, precisa y completa".

Las autoridades, los medios y los profesionales tienen el deber de no ocultar la verdad y de servir al derecho a la información, pero también comparten la responsabilidad social de promover la convivencia, en un contexto de libertad, pluralidad y civismo. Y hoy es un buen día para recordarlo.

Firmado:->Ricardo Ibarra 

0 Comentarios:

Publicar un comentario

Link al Último artí­culo publicado:

Crear un enlace

<< Página de Inicio